Redimensionar texto

-A A +A
02.09.2014 - 14:25

4° Encuentro de Género

El sábado 16 de agosto se realizó el 4to Encuentro de Género del Municipio d en el Liceo Nº 65.

Por cuarto año consecutivo se realizó el Encuentro de Género, que en esta ocasión tuvo como título “Maternidades y Paternidades en contextos diversos”.

Las palabras de bienvenida estuvieron a cargo de la Alcaldesa del Municipio d Sandra Nedov, del Alcalde del Municipio f Francisco Fleitas y de la Profa. Elena Ponte por la Secretaría de la Mujer de la Intendencia de Montevideo, quienes saludaron a los presentes, destacaron la gran concurrencia al encuentro y la importancia del trabajo que se ha venido realizando entorno a la temática de género.

Durante el primer bloque de exposiciones tuvo la palabra el equipo de trabajo de la organización Casa Lunas que abordó la temática desde su trabajo con adolescentes. Explicaron cómo funciona la organización y contaron algunas experiencias que desarrollan como proyectos educativos laborales donde los jóvenes adquieren herramientas para salir al mundo laboral. También aportaron su análisis sobre los desafíos con los que estos jóvenes se enfrentan al ser padres y madres menores de edad.

Luego tomó la palabra el representante del Centro de estudios sobre Masculinidades y Género que comenzó destacando como algo positivo la buena convocatoria del encuentro y sobre todo la participación de varones, cosa que manifestó como una rareza en éste tipo de jornadas. A continuación habló sobre la campaña de paternidad llamada “Vos sos mi papá” que fue lanzada el 19 de marzo de 2013 y con la que han venido trabajando hasta el momento. Destacó la necesidad del trabajo desde una etapa más temprana a la concepción de un niño, siendo conscientes de que la paternidad es previa al embarazo e implica, como punto de partida, una práctica sexual responsable. Para finalizar enfatizó sobre la poca participación que existe por parte de los padres en la reflexión sobre el tema de paternidades, siendo ésta una temática que, en su experiencia, solo parece interesar a los hombres cuando surgen dificultades.

El segundo bloque inició con la exposición de la representante de Ovejas Negras que abordó la temática desde su perspectiva como activista en diversidad sexual. Expresó que aunque solo el 30% de las familias en Uruguay se basan en un modelo de familia nuclear, neolocal y patriarcal (un matrimonio monogámico, un jefe de familia y sus hijos con relación biológica con esas personas), cuando pensamos en una familia la mayoría de nosotros generalmente pensamos en ese modelo. Sin embargo indicó que esa “familia ideal” entró en crisis bajo los cuestionamientos que surgen, por ejemplo, de que se precisen dos géneros para conformar una familia y de que la reproducción biológica sea el centro de tener una familia. 

A continuación realizó su exposición el equipo del Instituto Nacional de Rehabilitación del Ministerio del Interior, quienes abordaron la temática desde el enfoque de maternidad en privación de libertad. Comenzaron reflexionando acerca de los diversos impactos que genera la privación de libertad en las mujeres que son madres, sus familias y todo su entorno. Plantearon, como un problema fundamental a solucionar, que los equipos que trabajaban en territorio con las familias no siguen luego a la mujer privada de libertad. Una de las propuestas arrojadas fue que, una vez procesada la mujer, se relacionen el juzgado penal y el juzgado de familia para que, en el caso de creerlo conveniente, oficie a los equipos territoriales del Mides para que se intervenga oportunamente. También propusieron espacios amigables para las visitas, construyendo ambientes exclusivos para niños, remodelación de salones de visitas con participación de privados y mantenimiento de espacios abiertos con juegos infantiles.

La última exposición estuvo a cargo de un equipo de la organización no gubernamental El Abrojo. Durante la misma contaron su experiencia en el proyecto “En clave familiar” que llevan a cabo desde el año 2013 en el Centro Nacional de Rehabilitación N° 9, el Molino, una cárcel donde se alberga a 30 mujeres con sus hijos menores de 4 años que comparten el espacio de la privación de libertad junto con ellas. 

Luego de un espacio de intercambio, que existió en ambos bloques de exposiciones, la murga “La redondita” hizo su presentación y con su música cerró esta nueva edición del encuentro de género.

Accedé al álbum completo

AddToAny

Compartir